Centro Tomatis Venezuela

Banner
Banner
Banner

Tomatis Audio-Pro (TAP)

Reservado a los CONSULTORES Tomatis. Facilita multitud de combinaciones de programación. Permite desarrollar un programa único para cada paciente. Es el único equipo que permite hacer el trabajo "activo" (micrófono), así como, el poder trabajar con la "voz materna" para aquellos casos que lo ameritan

 

TOMATIS_AUDIO_PRO

El Audio-pro (TAP) es el único equipo de Tomatis, que trabaja el principio activo del método Tomatis. El principio activo es un método concebido para la TAP que permite modular en directo la voz de la persona. En una sesión de lectura o repetición, oye su propia voz modificada según los parámetros del Efecto Tomatis. Aprende así de este modo, a escucharse mejor. Instantáneamente su voz adquiere un timbre y mejora su dicción.  

El Oído Electrónico actúa primero con el oído medio. Para hacer esto, el switch electrónico contenido en el aparato, amplifica el ritmo del sonido. Esto permite inducir contracciones en el músculo del martillo y el hueso del estribo a través de sucesivos impulsos, actuando por un lado en la convexidad del tímpano, cuando esto se comporta como un lente acústico, una especie de lente acústico cristalino, y por el otro lado en el oído interno, el centro del análisis del sonido, a través de la presión ejercida por la ventana oval.

Este acomodo tiende a ser muy rápido. Determina la posición espacial del sistema auditivo, dejando abierta la banda ancha de audición e incrementar el tamaño del diagrama abierto de acuerdo a la necesidad.

Sin embargo, el Oído Electrónico no solo actúa en la revitalización de los músculos auditivos, también habilita a uno a actuar en paramétros como el tiempo de latencia, generalmente dependiendo en los sujetos y en las situaciones encontradas, ya que concierne el tiempo requerido por nuestro sensor auditivo en la acomodación de mensajes externos. Este tiempo puede parecer muy largo, dependiendo en las circunstancias, que son psicológicas generalmente. También puede tener una pequeña diferencia en el significado cuando se usan canciones, cantos folklóricos, y contar historias o cuentos.

Una tercera función del Oído Electrónico es permitir jugar con la presesión de la conducción ósea en relación con la conducción aérea, induciendo al fenómeno de "previsión" inherente a la función del oído interno; este parametro es decisivo donde la integración del lenguaje es concerniente ya sea materno o extranjera.

Finalmente, una cuarta función del Oído Electrónico permite establecer la lateralidad auditiva, favoreciendo la función dominante al oído derecho durante el proceso de producción de auto-control de los sonidos por la persona. Por lo tanto, una mala lateralidad, notablemente donde el uso del oído izquierdo es favorecido, lleva a la disfunción de la emisión vocal como en la pérdida del timbre y arritmia.

El Oído Electrónico es por lo tanto un aparato indispensable para la implementación y la aplicación del Método Tomatis. A través de sus varias funciones permitirá el entrenamiento y desarrollo requerido para la función de escucha, la cual, inevitablemente introduce una dimensión real psicológica: la escucha significa querer escuchar, entendiendo que escuchar es un fenómeno activo mientras oír es un fenómeno pasivo.

El objetivo del Método Tomatis, por lo tanto, es desarrollar la función de escucha y en consecuencia de esto la función de la comunicación, notablemente al hacer uso completo de la función auditiva asi como dar a cada persona el deseo y la oportunidad de desarrollar todo su potencial.

Tu estás aquí: